Fabada asturiana, chuletón, tarta de queso, mucha sidra… ¡Y todo bueno, rico y barato!

  • Casa Sucón
  • Dirección: Carretera General s/n. Caldueñín. 33500 Llanes (Asturias)
  • Teléfono: 985 40 62 22
  • Cómo llegar: para ir desde Llanes, pincha aquí.
  • Especialidades: fabada asturiana (imprescindible), parrilla de carne (raciones enormes) y postres caseros (la tarta de queso es para llorar).
  • Otros datos: dispone de terraza, parking propio y abre todos los días. No tiene web.

Por: Jaime Rull / @RullandRock

En el sibarita accidental sentimos un amor muy especial por Asturias. Estoy convencido de que si el paraíso terrenal existió alguna vez fue en esta tierra y que la famosa manzana de Eva sirvió para hacer sidra asturiana.

Hace unas semanas ya hablamos de las maravillas del concejo de Llanes y de una de las mejores opciones de alojamiento barato en la zona, la Casa Pancho.

Hoy nos vamos a ir desde Llanes hacia el interior, hacia la montaña. Será en medio del puerto del Mazuco, a poco más de 20 minutos en coche desde Llanes por la carretera comarcal LLN-7, donde nos encontremos con el municipio de Caldueñín. A un lado de la carretera, oculto entre montañas y grandes masas de árboles, nos encontramos con el Restaurante El Sucón. Éste fue el escondido paraíso gastronómico que me ha revelado el insigne amigacho Pepe de Uriarte, habitual de la zona. ¡Gracias, Pepe!

Este restaurante tiene un amplio salón y parking propio. Pero lo mejor es su terraza cubierta junto a un arroyo que hace aún más agradable la comida.

Debemos tener claro que al restaurante El Sucón se viene a jugar a lo grande. Así que, para empezar, una vez analizada la carta, decidí abrir boca con un clásico asturiano como es la fabada.

Sigue leyendo

Dormir en Llanes por 40 euros y comer de maravilla por menos de 20

  • Complejo rural Casa Pancho / Porrúa (Asturias)
  • Teléfono: 985 40 19 06 / 679 84 77 27
  • Precio: desde 40 euros habitación doble / 49 euros un estudio para 2 personas / 54 euros un apartamento para 2 personas / 75 euros un apartamento para 4 personas
  • http://www.casapanchoporrua.com

_________________________________________________________________

  • Sidrería La Xagarda / Ctra. general S/N – Poo (Asturias)
  • Teléfono: 985 40 14 99
  • Precio: 15-20 euros
  • No tienen página web pero sí facebook

Por: Curri

En pocos lugares se da mejor la combinación mar y montaña que en el concejo asturiano de Llanes. ¿Que sale día de sol playero? Puedes tumbarte o pasear por una de las 40 playas que hay en la zona, a cada cual más bonita (mi favorita es sin duda la de la foto, Torimbia, sencillamente es-pec-ta-cu-larrr) ¿Que el día sale regulero o quieres triscar por el monte? Nada como coger el coche y enfilar hacia las imponentes crestas de la sierra del Cuera o continuar hasta los Picos de Europa hasta llegar a pueblos encaramados a la montaña como Sotres, en el vecino concejo de Cabrales, que luce así de bonito cuando cae una buena nevada.

Por cierto, primera recomendación: en Tielve, el pueblo anterior a Sotres, podéis comprar un maravilloso queso de cabrales en la quesería F y J Bada. La dueña, una señora encantadora, nos contó cómo todavía tienen que llegar en mula a algunas de las cuevas – en plena montaña, prácticamente inaccesibles- donde se madura el queso a una humedad del 90%. La última vez que fui hace cosa de un año vendían el cabrales a unos 15 euros el kilo, precio muy razonable para un queso que ha ganado un montón de premios en España y en el extranjero. Y para los que estén pensando en el momento pestazo del viaje de regreso, tranquilos, que el coche no va a oler a cuco. La señora te lo puede envasar al vacío para llevar.

Pero vamos a lo práctico. ¿Dónde dormir barato en Llanes o alrededores en un sitio que sea además bonito y agradable? La respuesta está en esta casa de alegre azul pitufo que teneis aquí:

Se llama Casa Pancho y es un complejo rural que está en Porrúa (pueblito de 400 habitantes a 4 kilómetros de Llanes) con habitaciones, estudios y apartamentos sencillamente decorados pero muy confortables, sin pretensiones pero acogedor al máximo. Quizás nunca salga en el suplemento de El País pero su relación calidad precio es cojonuda.

Nosotros pagamos 49 euros por un estudio con cocina para 2 personas y la experiencia fue muy buena: el estudio era muy amplio, la tranquilidad absoluta y Sandra, su dueña, no pudo ser más maja con nosotros. De hecho, si leéis las críticas que aparecen en Booking, veréis que el 90% ponen a los dueños por las nubes, especialmente a Sandra.

Si te alojas en Casa Pancho, tienes que darte un paseíto por Porrúa (previo desayuno con pincho de tortilla rico rico y tirado de precio en el bar Casino), pueblo con mucho encanto que recibió en 2005 el Premio Príncipe de Asturias al pueblo ejemplar. Está a los pies de la sierra del Cuera y a solo 2,5 kms de la playa más cercana, la de Barro. A mí particularmente me encantó su plaza redonda, de lo más sencilla y que casi se funde con el prado, nada que ver con las miles de plazas de pueblo que se ven por ahí alicatadas hasta el techo de farolas y bancos de cemento…

A tres kilómetros de Porrúa, en Poo, junto al apeadero del tren, está la sidrería La Xagarda, ejemplo perfecto de que se puede comer bien, casero, abundante y bien presentado y no tener que pagar más de 20 euros. De hecho, es más probable que la cuenta se acerque más a 15 euros que a 20. Y encima saldrás rodando cual barrilete…

Nosotros comimos unas rabas y unos bocartes riquísimos, una enorme ensalada Xagarda (con patata, parecida a una ensalada campera), croquetas de cabrales de aplaudir con las orejas y uno de los platos combinados típicos de la zona: tortos (tortitas de harina de maíz) con huevos fritos, cabrales y picadillo. Contundente, que no pesado ni grasiento, y de sabor casero caserazo…Pero lo mejor vino al final. Pedimos tres tartas: de queso, avellana y tiramisú, y fuimos incapaces de decantarnos por cuál era la mejor. Espectaculares las tres y caseras a más no poder. Al final, con cervezas, botella de sidra (¿puede haber bebida más barata para lo rica que está?), refrescos para los enanos, agua…, salimos a 18 euros por barba.

Para completar un día redondo (y bajar la comida) os podéis acercar con el coche a ver el bufón de Arenillas de Vidiago. Los bufones son grietas en los acantilados a través de las cuales se filtra el agua del mar cuando la marea está alta. Y lo hace a modo de geiser, lanzando un chorro de agua pulverizada que puede llegar a 20 metros de altura. Además, el paseito para llegar al bufón es muy agradable. Atraviesas un prado lleno de vacas que pasan olímpicamente del bufón…

…mientras a los allí congregados se les pone cara de…!Ayva qué chorrazo!

Ya se puede volver a bucear en El Hierro… ¡y con oferta!

Por: Curri 

 

 

 

Paquete 1:   199€   4 noches de alojamiento*  6 inmersiones**

Paquete 2:   259€   5 noches de alojamiento*  8 inmersiones**

Paquete 3:   299€   6 noches de alojamiento*  10 inmersiones**

 

Se acabó la erupción del volcán submarino y, por fin, la semana pasada se quitó la prohibición para bucear en La Restinga, en El Hierro. Transcribo aquí el mail que he recibido de Carlos, el dueño de Arrecifal, el centro de buceo en el que me saqué el carnet de PADI el verano pasado:

El volcán del Mar de las Calmas ya se apagó. La verdad es que el volcán sigue eruptando pero muy poco a poco. Ya no es explosivo como estuvo varios meses, sino que ahora la lava simplemente se desborda del cono y fluye por el valle submarino. Si el estado del mar lo permite, en ocasiones se podrá seguir apreciando leve burbujeo sobre la superficie del agua. Esta erupción NO presenta peligro, con lo que el área de exclusión se ha reducido sólo a 1/2 milla del foco, con lo que se pueden hacer todas las inmersiones de la Reserva, incluido el Bajón! Y si tienen un poco de suerte, ¡hasta ver el volcán burbujear!
 
 

Pues eso, que ya se puede volver a bucear en ese paraíso submarino (y terrestre) que es El Hierro después del palazo que ha supuesto para la isla la erupción submarina de los últimos seis meses. La vida submarina se ha recuperado bastante y los centros de buceo vuelven a funcionar a tope, según recoge la web de la Televisión Canaria:

Tras siete meses de tensa calma para los empresarios de la isla del meridiano, de nuevo se vuelven a ver inmersiones, en unos fondos que continúan llenos de vida y donde los zifios y cetáceos aún permanecen fieles a las aguas de El Hierro.

Mi experiencia con Arrecifal el verano pasado no pudo ser mejor. Los dueños son una pareja: Anita y Carlos, ella alicantina, él chileno, ambos majísimos. Para un novato como era yo, se agradece que tus instructores no solo sean profesionales sino que además te contagien el buen rollo y la pasión que tienen por su trabajo.

   

Una cosa que me encantó fue que las prácticas no se hacen en piscina como en el resto de escuelas de buceo, sino en el propio puerto de La Restinga. Total, que le pierdes enseguida el respeto a estar bajo el mar y desde el primer segundo los peces te están pasando al lado y observan lo torpón que eres mientras tú intentas clavar las rodillas en el fondo en plan Mr Bean.

Para quien no haya hecho nunca submarinismo, aprender a bucear en un lugar como el Mar de las Calmas es lo mejor que se puede hacer. El mar es como una piscina (rodeada de un paisaje volcánico alucinante)  y la visibilidad es muy buena, de manera que esa sensación de agobio que tiene el que se estrena de “a ver qué me voy a encontrar ahí abajo en lo oscuro…”, se pierde en dos segundos. Enseguida te relajas y alucinas con los meros, atunes, peces trompeta, tamboriles (peces globo), viejas (peces loro), morenas…

Lo curioso es que lo más alucinante que vi no fue durante las cuatro inmersiones que hice tras superar el examen teórico y práctico, sino que ocurrió de vuelta de una de ellas. Y lo que vimos, concretamente, fue… ¡un tiburón martillo! Regresábamos tranquilamente a puerto en la zodiac cuando vimos perfectamente una aleta en la superficie en dirección contraria a nosotros en plan: “!Coño!, ¿¿eso no es un tiburón??” Lo seguimos con la barca hasta estar a un metro de él y fue algo increíble cómo pasó pegadito a la barca y luego salió pitando a toda leche. Para quien esto le suene a acojone, la verdad es que tenia más miedo él que nosotros. Y tuvimos mucha suerte al verlo porque no es que se vean tiburones todos los días. De hecho, Anita comentó que hacía dos años que no veía uno.

Otra particularidad de bucear en La Restinga es que se pueden hacer inmersiones nocturnas en el mismo puerto. A mí no me dio tiempo a hacer ninguna, pero un inglés que hizo inmersiones con Arrecifal, nos contó que había hecho una y había sido alucinante la cantidad de peces, langostas, cangrejos y moluscos que había visto. En un momento que estaba de rodillas en el fondo, le pasó varias veces rozando un angelote, que es este alucinante bicho de la familia de los tiburones que ves aquí:

Y para el que le dé cosica lo de bucear, puede simplemente disfrutar de la isla maravillosa que es El Hierro alojándose en un apartamento de La Restinga. Los precios son baratísimos. En Arrecifal también os pueden gestionar el tema alojamiento. Esto son los precios que ponen en su web:

Los precios de los apartamentos durante temporada baja, a partir de:

  • Estudios para 2 personas desde 26€ (por estudio/por noche)
  • 1 habitación con 2 camas o cama matrimonial desde 30€ (por apto./por noche)
  • 1 habitación más sofá cama para 3 personas desde 35€ (por apto./por noche)
  • 2 habitaciones con 4 camas para 4 personas desde 40€ (por apto./por noche)
  • 2 habitaciones más sofá cama para 5 desde 45€ (por apto./por noche)

Lo dicho: tanto si ya buceas como si quieres sacarte el PADI para poder hacer submarinismo o si tan solo quieres disfrutar de paisajes alucinantes y de tranquilidad absoluta, te aseguro que El Hierro es un verdadero paraíso de los que quedan pocos. Y engancha…